Estos dispositivos traen consigo muchas promesas. Y es que, ¿quién no querría poder desplegar su teléfono en una pantalla mucho más grande, cuando quisiera ver programas de televisión, leer un libro o simplemente navegar por la web? La verdad es que muchos. Lamentablemente, hasta ahora todos estos dispositivos plegables están llenos de defectos.

Samsung Galaxy Fold

A principios de este año, tuve la oportunidad de ver en vivo el lanzamiento del Galaxy Fold, el primer intento de Samsung de un teléfono con una pantalla de plástico plegable. Cerrado, es un dispositivo estrecho y grueso y al abrirse se transforma en una tableta considerable de 7.3 pulgadas.

Este pliegue deja rastro de los continuos dobleces en su superficie. El pliegue es como me dije en ese momento, una visión imperfecta del futuro.

El dispositivo cuesta casi $ 2,000, es pesado y tiene una pantalla extrañamente pequeña en el exterior. Además está el pequeño problema de que muchas de las unidades de se rompieron después de unos pocos días de uso.

El teléfono plegable de Samsung presenta una pantalla externa ridículamente pequeña de 4.6 pulgadas y una pantalla interna de 7.3 pulgadas, equipada con una muesca muy grande. También se ve grueso, no se pliega y tiene un pliegue muy prominente que se extiende a lo largo del centro de su pantalla interna.

Sin embargo, su lista de características es muy impresionante. El Galaxy Fold cuenta con seis cámaras, el procesador Snapdragon 855, 12 GB de RAM y 512 GB de almacenamiento. También se puede usar para cargar de forma inalámbrica otros dispositivos a través de Wireless PowerShare. Tiene altavoces sintonizados AKG a bordo, así como también un soporte para UFS 3.0.

Huawei Mate X

Huawei ha tomado una ruta diferente con su teléfono plegable, el Huawei Mate X. Tiene dos pantallas que miran hacia afuera en todo momento: una pantalla frontal de 6.6 pulgadas, 2480 x 1148, y una pantalla de 6.38 pulgadas, 2480 x 892 en la parte posterior. Juntos, forman una pantalla de tableta de 8 pulgadas, 2480 x 2200.

El dispositivo mide 5,4 mm de grosor en modo tableta y 11 mm de grosor cuando está plegado, y sí, se pliega.

También es un dispositivo 5G, y presenta un chip Kirin 980 y un módem Balong 5000 5G, así como cuatro cámaras y una variedad de modos de disparo inteligentes. La función SuperCharge de 55 W también suena muy impresionante, y promete llevar el Mate X de 0% de batería a 85% en solo 30 minutos.

Sin embargo aún están carentes de los servicios de Google

Motorola Razr

Motorola ha confirmado que está trabajando en un teléfono plegable, pero eso es todo. Aunque nos sorprendería que no fuera el muy rumoreado Motorola Razr 2019.

En febrero, el vicepresidente y gerente general de Motorola, Anthony Barounas, reveló planes para lanzar un teléfono plegable con la marca “una franquicia de Motorola existente”, en un punto no especificado en un futuro próximo.

Todavía no se han ofrecido más detalles, pero hemos visto muchas filtraciones en los últimos meses. Apuntan hacia pantallas duales y un diseño de cubierta, lo que significa que el Razr tiene un mecanismo de bisagra muy diferente al Galaxy Fold y Mate X.

 

Xiaomi Mix Flex

Etiquetado como “el primer teléfono móvil doble plegable del mundo”, se pliega en dos lugares y en realidad parece algo que podemos imaginar que la gente quiera usar. Aunque todavía está lejos de ser perfecto. Hay un poco de vibración en la pantalla cuando el dispositivo cambia del modo tableta al modo teléfono inteligente, y el teléfono se ve un poco grueso en el modo teléfono.

Lin Bin no ha revelado ninguna especificación o detalle importante, diciendo que esto es solo un dispositivo conceptual. Sin embargo, si el interés está ahí, dijo que Xiaomi considerará llevar algo al mercado en este sentido.

Royole FlexPai

¿Quién podría olvidar el Royole FlexPai?

Está claro que el FlexPai se ha apresurado para garantizar que se proclame la corona del primer teléfono plegable del mundo”. Es una pena, entonces, que probablemente sea recordado por su terrible experiencia de usuario en lugar de su diseño plegable realmente interesante.

En papel, las especificaciones se ven lo suficientemente sólidas: una pantalla de 7.8 pulgadas que se divide en un par de pantallas de 4 pulgadas, las cámaras de 16 y 20 megapíxeles y el procesador Snapdragon 855.

Desafortunadamente, no funciona muy bien cuando está plegado en modo teléfono, y el hecho de que no se pliega hace que sea muy difícil entrar y salir de los bolsillos. El software tampoco está a la altura, vibra y falla durante el uso, y tiene dificultades para detectar si el FlexPai está en modo teléfono o tableta.